27.9.06

Yo soy Mr. Bean




Ayer me sentí como Mr. Bean, en su famosa escena del hotel, cuando baja por las escaleras y ..., bueno, mejor lo vemos:


[Video en YouTube]


Salgo del despacho al final de la tarde, y en una calle cualquiera de Valencia, flanqueado por escaparates a un lado y por el tráfico al otro, me encuentro de pronto con una pequeña aglomeración de gente. Sólo un pequeño pasillo para pasar.

Y claro, con mi habitual suerte, me toca una abueleta igual que la del Mr. Bean, con su garrote, con su parsimonia al andar. Y yo detrás, sin poder adelantar, sin poder protestar, a paso tortugo, un poca más, un poco más, a ver si se despeja y puedo pasar.

Ya, por fin, junto al escaparate de la tienda no hay gente, hago un rápido quiebro, me lanzo a mi derecha para adelantar sin contemplaciones, ¿y qué hace la abuela? Su quiebro es más rápido que el mío, la muy bestia; se vuelve a poner en medio, casi me la llevo por delante. Me entran ganas de empujar, estrangular, maldecir...

Por suerte, me zafo a tiempo, si tropiezo con ella la mato del golpe. Me voy por el otro lado, y cuando iba a decirle de todo a la abueleta con mi característica mala hostia, veo delante a una joven de buen ver partiéndose el pecho, riéndose tan a gusto de la situación, que no pude hacer otra cosa que sonreir también y encogerme de hombros. ¿Qué le vamos a hacer? Mi vida es un chiste.



1 comentario:

VICEMI dijo...

que te toree una abuela.......